Presencia en la frontera de un ex recluso de Guantánamo pone en alerta a Brasil y EEUU

El sirio Jihad Ahmad Diyab, que llegó a Uruguay en 2014 luego de ser liberado de la cárcel de Guantánamo por el Gobierno de EEUU, ha sido noticia en estos días luego de que decidiera irse hacia la frontera con Brasil a celebrar la festividad musulmana del Ramadán.

Por un lado, el Ministerio del Interior manejó que Diyab estaba con la comunidad musulmana en el Chuy entrando y saliendo del país sin realizar controles fronterizos. Pero a su vez, Belela Herrera, que asistió al Gobierno en la llegada de los refugiados, dijo que el sirio se había ido hacia Rivera sin celulares ni comunicación y que iba a retornar a Montevideo alrededor del 7 de julio.

Los trascendidos llegaron a Brasil, al punto que el ministro de Justicia, Alexandre Morales, declaró que la Policía Federal se encontraba en estado de alerta por una posible amenaza en los Juegos Olímpicos que se van a desarrollar en Río de Janeiro en agosto. Incluso, las oficinas brasileñas de la aerolínea Avianca emitieron una circular pidiendo a pasajeros y funcionarios informar a la Policía ante la presencia de Diyab.

El tema no quedó ahí. Ayer el Comité de Asuntos Internacionales del Congreso de EEUU trató el tema y el republicano Ed Royce aprovechó para decir que la desaparición de Diyab era prueba de que la administración Obama mandó a ex reclusos de Guantánamo a países que no saben qué hacer con ellos.

Aquí en Uruguay, el encargado de negocios de la embajada de EEUU Bradley Freden confirmó que el tema está siendo tratado entre autoridades brasileñas, estadounidenses y uruguayas. Por otro lado, la Institución Nacional de Derechos Humanos investiga si los trascendidos no violan la libertad ambulatoria y la privacidad de Diyab.

¿Cómo ven toda la cobertura que se ha hecho de este asunto?¿era necesaria? Recordemos que este refugiado había declarado meses atrás que le gustaba Al Qaeda

Este fue uno de los temas tratados en La Mesa de los Viernes con Ana Ribeiro, Juan Grompone, Mauricio Ronsecof y Roberto Jones.

[la_mesa type=»1″]

Wilmar Amaral

Notas Relacionadas

2 Comentarios

  • Qué persona desagradable y que no aporta absolutamente nada. Rosencof.
    Embarrando todo con su cinismo ramplón.

    • Totalmente de acuerdo. Muy bien expresado.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*Es obligatorio poner nombre y apellido