La Hora Global. Brexit: el divorcio consumado (T02P45)

  • German Chancellor Angela Merkel arrives to address a press conference at the Christian Democratic Union (CDU) party headquarters in Berlin, on November 20, 2016. German Chancellor Angela Merkel told her party earlier in the day she will seek re-election next year, a move likely to be welcomed in many capitals as a sign of stability following poll triumphs for Brexit and Donald Trump. / AFP PHOTO / TOBIAS SCHWARZ
  • Nicolás Pose

===============================================================

BREXIT: UN DIVORCIO CONSUMADO

===============================================================
La novela, luego de abruptos finales inconclusos que solo perseguían soluciones imposibles, parece que ahora si redacta el definitivo epilogo.
Novela que se inicia con un sentimiento: el sentimiento de 2016, en el que 52% de los votantes optó por la separación de la UE
Las palabras que Winston Churchill, ex primer ministro británico -considerado por muchos como un héroe nacional- le dijo al general francés Charles de Gaulle en 1944, según relata el historiador Julian T. Jackson en uno de sus libros, resonaron fuertes en algunos entusiastas del nacionalismo británico y euroescépticos.

«Debes saber que si tenemos que elegir entre Europa y los mares abiertos, siempre elegiremos los mares abiertos».

En un principio reacio a ser parte de una institución que integraba económicamente el Viejo Continente, Reino Unido se unió finalmente a la Comunidad Económica Europea (CEE) en 1973, 16 años después de que fuera creada con la firma del Tratado de Roma en 1957, en medio de un boom europeo y una recesion britanica, luego de dos vetos a su ingreso por la Franica de De Gaulle (1961 y 1967) y luego de retirado el general frances.

En 1980, la Dama de Hierro le pidió a la CEE que ajustara las contribuciones de su país y amenazó con retener pagos de impuestos al valor agregado si no lo hacía, con una frase que trascendió en la historia: «Queremos nuestro dinero de vuelta».
Su lucha con el continente duró cuatro años, pero finalmente Thatcher logró su propósito en Fontainebleau en 1984.
Thatcher negoció lo que pasaría a llamarse «el cheque británico», una rebaja en las contribuciones por la que a Londres se le devuelven dos tercios del déficit fiscal de Reino Unido y el bloque europeo.

No se unieron en 1985 al Acuerdo de Schengen para suprimir los controles fronterizos como tampoco en 1988 a la Unión Económica y Monetaria (UEM), por la que la mayoría del bloque adoptó el euro como moneda.

Margaret Thatcher pronunció en 1988 un polémico discurso de Brujas que transformó para siempre el debate sobre Europa en Reino Unido, pues advirtió sobre una supuesta intención de Europa de eliminar la soberanía nacional de sus miembros y concentrar el poder en sus instituciones. «No hemos revertido exitosamente las fronteras del Estado en Reino Unido para verlas reinsertadas a nivel europeo, con un superestado europeo ejerciendo un nuevo dominio desde Bruselas».

Cuatro años más tarde, Reino Unido decidió abandonar el Mecanismo de Tipos de Cambio, que daría vida al euro.
En su libro Statecraft (El arte de gobernar), Thatcher aseguró que la moneda única europea era un intento de crear un «superestado » y predijo que fracasaría «económica, política y socialmente».

Si bien es cierto que generación tras generación se ha ido creando un sentimiento europeo en los jóvenes estudiantes, ejecutivos, intelectuales y todo integrante de las franjas sociales mas cercanas a la interacción con el continente, la vieja guardia , los analistas y miembros de la clase política que añoran el paso firme , independiente y dominante del imperio, siguen haciendo suyas aquellas palabras de Churchill.
En 2016 una votación histórica, caen luego dos Primeros ministros y finalmente, aquel alcalde agitador que impulso la idea del Brexit, llega al 10 de Downing Street.
En 2019: definitivamente el sistema político británico se alinea a una consenso por el divorcio, minimizar los danos y dar vuelta la pagina, así sea para caminar solos…
El 31 de enero de 2020: están afuera, bajo el paraguas de un status provisorio hasta este fin de mes, 31 de Diciembre de 2020 ….. Luego del 1o de Enero …lo que se haya acordado o la nada si no hubo acuerdo …

LOS DETALLES

El acuerdo cubre aspectos técnicos del comercio para sectores clave, incluidos automóviles, productos químicos, farmacéuticos y servicios profesionales, así como un mecanismo de gobernanza para resolver las disputas que puedan surgir entre las dos partes.

Estándares y controles: Responsabilidad equitativa
El sistema dejará al Reino Unido en libertad de establecer sus propios estándares en áreas como las normas ambientales y la legislación laboral, pero con el riesgo de tener restringido el acceso al mercado europeo si se desvía demasiado.
Un “mecanismo de reequilibrio”, regido por arbitraje, permitirá a cualquiera de las partes imponer tarifas si se determina que sus negocios se encuentran en una desventaja injusta.
Es importante para el Reino Unido, que el sistema no se basa en la legislación de la UE ni en el Tribunal de Justicia de la Unión Europea.

Ayudas estatales
Las empresas de la UE podrán impugnar la ayuda estatal otorgada a los rivales del Reino Unido en los tribunales nacionales de Gran Bretaña si consideran que viola los principios comunes establecidos en el acuerdo comercial. Las empresas británicas disfrutarán de derechos equivalentes en la UE.
Gran Bretaña también acordó establecer una autoridad de ayuda estatal independiente, aunque el acuerdo no requiere que el Reino Unido tenga un régimen «ex ante» que examinará los subsidios antes de que sean otorgados.
Cualquiera de las partes también podría imponer aranceles unilateralmente para contrarrestar el efecto de los subsidios que distorsionan el comercio, aunque la otra parte podría entonces pedir una arbitraje acelerado.
Para el Reino Unido, era importante asegurar un sistema muy alejado de la solicitud original de la UE de que simplemente continuara siguiendo las reglas de ayuda estatal de la UE, una demanda que veía como un frente a la soberanía.

Derechos de pesca
Las flotas pesqueras de la UE tendrán un período de transición de cinco años y medio con acceso garantizado a las aguas del Reino Unido. Después de eso, el acceso dependerá de las negociaciones anuales.
Durante la transición, los derechos de pesca de la UE en aguas del Reino Unido, que actualmente tienen un valor de 650 millones de euros al año, se reducirán en una cuarta parte, y las cuotas británicas aumentarán en la cantidad correspondiente. El cambio aumentará la participación actual de los barcos del Reino Unido en los derechos de pesca en aguas británicas de aproximadamente la mitad a dos tercios.
Después de la transición, el acceso a las aguas dependerá de negociaciones anuales, como las que la UE ya tiene con Noruega. Pero la UE tendrá cierta influencia: si el Reino Unido revocara el acceso, podrá tomar medidas compensatorias, incluido el impacto de aranceles sobre las exportaciones de pescado del Reino Unido e incluso el cierre del Reino Unido de su mercado energético.

Flujos de datos
El acuerdo comercial no contiene una sección que cubra el vasto flujo de datos personales entre el Reino Unido y la UE, que se concluirá en una decisión de «adecuación» separada a principios de 2021. Pero el acuerdo comercial sí cubre los flujos de datos en áreas específicas de aplicación de la ley y cooperación policial. -operación entre los dos lados.

Un alto funcionario de la UE dijo que la decisión más amplia sobre la adecuación de los datos, que es unilateralmente otorgada por Bruselas, podría concluirse en las «próximas semanas». Si se concede, significaría que la UE reconoce de hecho las normas de protección de datos del Reino Unido como equivalentes a las suyas propias para permitir el libre flujo de información personal de los ciudadanos de la UE y del Reino Unido que sustenta la economía digital.

Logística y transporte por carretera
Para los transportistas británicos, el acuerdo contenía ventajas encontradas. Las dos partes reconocieron la validez de las licencias y permisos de cada uno e incluyeron derechos de tránsito completos, lo que permite a los conductores cruzar varios países para dejar caer una carga. Esto permitirá a Irishlorries utilizar el Reino Unido como un «puente terrestre» para entregar mercancías a la UE.
Sin embargo, el acuerdo limita a los camioneros británicos a una única entrega y recogida en Europa, una degradación significativa de la membresía de la UE, según la cual los conductores podrían hacer tres recogidas dentro de un país de la UE antes de regresar a casa.
Richard Burnett, director de la Asociación de Transporte por Carretera, dijo que el acuerdo corría el riesgo de degradar la industria del transporte de conciertos, que dependía de la capacidad de realizar múltiples viajes dentro de un país de la UE. “En este momento tenemos tres abandonos, y esto permite uno”, dijo.

Aviación y viajes
El acuerdo permite que continúen los derechos de vuelo entre la UE y el Reino Unido, pero las aerolíneas británicas no podrán volar entre dos puntos dentro de la UE. Esto era lo esperado, y las aerolíneas de ambos lados han establecido filiales extranjeras para continuar las rutas actuales, lo que permite a EasyJet, por ejemplo, volar entre Francia e Italia.
El Reino Unido seguirá teniendo acceso a Horizonte Europa, el programa de investigación y desarrollo de 100.000 millones de euros de la UE, mientras que la industria espacial se sentirá aliviada de poder acceder a Copérnico, el programa de observación de la Tierra.
Para los viajeros, se requerirán visas para visitas de más de 90 días, y puede haber controles de pasaporte adicionales. Las provisiones sanitarias seguirán estando disponibles para los visitantes del Reino Unido a Europa sobre una base similar a la actual Tarjeta Sanitaria Europea.

Comida y bebida
Un resumen publicado por la Comisión Europea sugirió que la UE implementaría de inmediato nuevos controles estrictos sobre los productos agroalimentarios, sin período de gracia. Aún así, las empresas alimentarias y agrícolas acogieron con beneplácito el acuerdo, pero advirtieron que abandonar la unión aduanera y el mercado único en una semana todavía interrumpiría la cadena de suministro de alimentos.

Minette Batters, presidenta de la Unión Nacional de Agricultores, dijo que se necesitan más conversaciones entre el Reino Unido y la UE para evitar que los alimentos perecederos queden atrapados en las colas fronterizas.
Shane Brennan, director ejecutivo de Cold Chain Federation, dijo que los acuerdos significarían que la «cadena alimentaria del Reino Unido será más lenta, más compleja y más cara durante meses, si no años».

Al por menor
El British Retail Consortium, que había estimado que los aranceles en caso de un Brexit sin acuerdo agregarían £ 3 mil millones al año al costo de los alimentos para los consumidores del Reino Unido, dijo que acogió con satisfacción el acuerdo. «Dado que las cuatro quintas partes de las importaciones de alimentos del Reino Unido provienen de la UE, el anuncio de hoy debería brindarles a los hogares de todo el Reino Unido un suspiro de alivio colectivo», dijo la directora ejecutiva Helen Dickinson.
Sin embargo, agregó que el acuerdo de tarifa cero debe implementarse lo antes posible y se deben encontrar nuevas formas «para reducir los controles y la burocracia que veremos a partir del 1 de enero».

Productos Químicos
La industria química se encuentra entre las más expuestas a los costos de los nuevos acuerdos comerciales, con productos que ingresan a un gran número de cadenas de suministro transfronterizas, desde pintura para automóviles hasta productos para el cuidado del cabello, alimentos y productos farmacéuticos.
Steve Elliott, director de la Asociación de Industrias Químicas, dio la bienvenida al elemento de «tarifa cero» del acuerdo, ahorrando a la industria hasta £ 1 mil millones en costos arancelarios temidos, pero continuó expresando su preocupación sobre los planes del Reino Unido para duplicar el régimen de seguridad Reach de la UE, en las empresas del Reino Unido habían invertido 500 millones de libras esterlinas en los últimos años.

La CIA dijo que a menos que el gobierno del Reino Unido hubiera asegurado el acceso a las costosas bases de datos de seguridad de productos en las que se basaba Reach, la industria se enfrentaba a una factura de más de mil millones de libras esterlinas por «duplicar innecesariamente ese trabajo para un nuevo régimen del Reino Unido».

Productos farmacéuticos
Un objetivo clave de la industria farmacéutica, que las pruebas e inspecciones de medicamentos realizadas en un lado del Canal de la Mancha se consideren válidas en el otro, se ha logrado solo parcialmente.
El acuerdo incluía cláusulas de «reconocimiento mutuo» que deberían significar que las instalaciones de fabricación del Reino Unido «no necesitarán someterse a inspecciones separadas en el Reino Unido y la UE». Sin embargo, las primeras indicaciones el jueves por la noche fueron que el acuerdo no parecía abarcar otra demanda clave de la industria: el reconocimiento mutuo de la pruebas de seguridad y calidad. Esto significaría que las pruebas de seguridad de preventa realizadas con medicamentos en el Reino Unido ahora deberán duplicarse en la UE, lo que provocaría retrasos para los pacientes y costes adicionales. Sarah Neville

Industria automotriz
La industria automotriz advirtió que el acuerdo introduciría “mucha más burocracia y carga regulatoria para la industria”, que comercializa casi 3 millones de vehículos al año entre la UE y el Reino Unido. El comercio entre canales de piezas de automoción representa casi 14.000 millones de euros.
El Reino Unido ya ha admitido que la UE no estaría de acuerdo en adoptar un enfoque más flexible cuando se trata de evaluar si los automóviles del Reino Unido fabricados con grandes cantidades de componentes fuera del Reino Unido podrían calificar para el acceso sin aranceles al bloque bajo un acuerdo comercial. Como resultado, algunos automóviles pueden incurrir en aranceles al ingresar a la UE.
Sin embargo, el gobierno del Reino Unido dijo que había obtenido concesiones para baterías y vehículos eléctricos que garantizarían que los vehículos eléctricos de fabricación británica fueran al menos elegibles para tarifas arancelarias preferenciales.

Fabricación
El sector manufacturero del Reino Unido acogió con satisfacción el hecho de que se habían evitado los aranceles que corren el riesgo de aniquilar las ganancias en el sector, pero advirtió que las empresas aún enfrentan retrasos fronterizos y la pérdida de la evaluación de conformidad mutua.

Esto podría significar dos lotes de certificación y pruebas para cumplir con los estándares de la UE y el Reino Unido, según Stephen Phipson, director ejecutivo del grupo de fabricantes Make UK. “Esto agregaría una complejidad y un costo significativos para un sector que opera con márgenes finos”, dijo.
También se acogió con agrado el llamado ‘esquema de comerciante de confianza’, en el que las empresas calificadas podían pasar rápidamente por la aduana, aunque las empresas dijeron que necesitarían ver los detalles, dados los costos de participar en el sistema.
Muchas menos empresas en el Reino Unido tienen este estado de “operador económico autorizado” que en Europa, dados los costos, lo que significa que puede terminar beneficiando a grupos más grandes con expertos internos que a los operadores más pequeños.
El Sr. Phipson añadió que la falta de reconocimiento de las cualificaciones profesionales era «una noticia desafiante para los fabricantes que deseaban enviar ingenieros a la UE». DanielThomas

Servicios profesionales
Los proveedores de servicios profesionales perderán su capacidad para trabajar automáticamente en la UE después de que el acuerdo no obtuviera el reconocimiento mutuo paneuropeo de las cualificaciones profesionales.
Esto significa que las profesiones, desde médicos y veterinarios hasta ingenieros y arquitectos, deben tener sus calificaciones reconocidas en cada estado miembro de la UE en el que deseen trabajar. Sin embargo, habrá disposiciones para viajes de negocios a corto plazo y estancias temporales de empleados altamente calificados.
Sam Lowe, investigador senior del centro de estudios del Centro para la Reforma Europea, dijo que el acuerdo «hizo poco para mantener el acceso al mercado existente para los proveedores de servicios del Reino Unido» y el Reino Unido no había logrado asegurar disposiciones ambiciosas, confiando en «compromisos más vagos que ofrecen poco en la práctica». Daniel Thomas

Servicios financieros
El acuerdo no cubre el acceso de servicios financieros a los mercados de la UE, que aún debe ser determinado por un proceso separado bajo el cual el bloque otorgará unilateralmente «equivalencia» al Reino Unido y sus compañías reguladas, o dejará que las firmas busquen permisos de estados miembros individuales.

El gobierno del Reino Unido reclamó dos «victorias» para la City de Londres: evitar una medida que podría haber restringido a las empresas de la UE la subcontratación de trabajos lucrativos al Reino Unido y excluir los servicios financieros de las medidas de «represalias cruzadas» si se incumplían otras partes del acuerdo comercial.
Sin embargo, los expertos legales dijeron que estas no fueron victorias significativas para el Reino Unido, la igualdad de igualdad y el acceso al mercado fueron factores más importantes. “Estos son logros, pero bastante pequeños en la escala de regulación de Richter”, dijo Simon Morris del bufete de abogados CMS. «Lo que importa es un mayor acceso al mercado mayorista, sobre una base aún por definir y mucho menos negociada». Matthew Vincent

Defensa y seguridad
Como era de esperar, la policía y las agencias de inteligencia del Reino Unido serán aisladas de las bases de datos sobre delitos en tiempo real más sensibles de la UE. Sin embargo, los servicios de seguridad británicos aún podrán ver datos cruciales de pasajeros aéreos, información de antecedentes penales y ADN, huellas dactilares y datos de registro de vehículos, con acceso continuo a las llamadas bases de datos PNR y Prüm.
Esto significa que todavía podrán trabajar con los aliados de la UE en investigaciones conjuntas sobre terrorismo y todas las formas de delincuencia organizada. Todavía no está claro qué sustituirá exactamente a la orden de detención europea, que permite una rápida extradición de delincuentes entre países de la UE. El Consejo de Jefes de la Policía Nacional, que representa a los jefes de policía, dijo que estaba trabajando con el gobierno para «comprender completamente los detalles» y garantizar que las fuerzas estén preparadas para cualquier cambio.

Nicolas Pose

    • Magíster en Economía Política Internacional por la London School of Economics (Reino Unido).
      Profesor Asistente del Programa de Estudios Internacionales y del Departamento de    Ciencia   Política de la Universidad de la República
      Candidato a Doctor en Ciencia Política por la Universidad de la República.
    • Investigador Nivel Iniciación del Sistema Nacional de Investigadores del Uruguay. Se especializa en temas de
    • Economía Política Internacional, sobre los que ha publicado múltiples artículos en revistas científicas y en capítulos de libros especializados en la materia.

 
===============================================================

La Hora Global: 60 minutos para comprender el nuevo desorden mundial

Este nuevo programa de Radiomundo busca analizar los hechos internacionales, no solo las noticias. Es un momento de profundos cambios de índole social, político y económico en todo el planeta, que incluyen desde la presidencia de Donald Trump en EEUU, el Brexit y la crisis de los refugiados en Europa y el viraje ideológico en América Latina, hasta una China protagonista como potencia mundial. Nada surge de la nada: la objetividad y un enfoque descriptivo serán en este programa buenas herramientas para llegar a conclusiones, entendiendo causas y consecuencias.

Conduce: Gustavo Calvo. Con Leo Harari
Emisión: Martes y jueves de 15 a 16 hs.

Escuchar también…

La Hora Global: Archivo de programas anteriores

***
Foto en Home: Brexit (pixabay)

La Hora Global

La Hora Global

http://lahoraglobal

Este nuevo programa propone un análisis de los hechos internacionales, en un momento de profundos cambios de índole social, político y económico en todo el planeta. Nada surge de la nada: la objetividad y un enfoque descriptivo serán en este programa buenas herramientas para llegar a conclusiones, entendiendo causas y consecuencias. Conduce: Gustavo Calvo. Con Leo Harari, Susana Mangana y Carolina Rico.

Notas relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

correctVideoIframeHeight