EnPerspectiva.uy

Entrevista central, viernes 20 de mayo: Edgardo Novick

Facebook Twitter Whatsapp Telegram

EC —En esos videos usted plantea sus inquietudes, sus prioridades, pero también pega, y parece claro que hay un objetivo, un blanco, al que le pega muy a menudo: [el ex presidente José] Mujica. ¿Por qué? ¿Por qué ese choque permanente con Mujica y algunas de sus declaraciones o medidas?

EN —Muy sencillo: porque a mí me indigna Mujica. Creo que nos dejó la peor educación de la historia de Uruguay y la mayor inseguridad, las empresas públicas fundidas porque se encargó de no controlar -él lo dijo: no le importaban las inversiones-. Nos destruyó esa cultura del trabajo que tenemos todos los uruguayos que, siempre repito, somos hijos y nietos de inmigrantes que han hecho este país trabajando. Ha destruido el valor de la familia, que es la base de la sociedad. Entonces, no quiero tener una persona más como Mujica.

Se ha abrazado a la corrupción en América Latina, a los Kirchner [en referencia a los ex presidentes argentinos Cristina Fernández y Néstor Kirchner], a los Maduro [en referencia al presidente venezolano, Nicolás Maduro], que ahora dice que está loco como una cabra. ¿Lo descubrió ahora?, ¿recién ahora? Se abrazó a Lula [el ex presidente brasileño, Luiz Inácio da Silva], a Dilma [Rousseff], a toda la corrupción. Y los uruguayos le dieron la oportunidad de ser presidente, y si Mujica ve cómo dejó a Uruguay, se tendría que ir para su casa.

EC —Es muy distinta la actitud que usted tiene respecto a Vázquez.

EN —Porque no pienso que sea así, lo que ha hecho. Mujica es mucho más desastroso, Vázquez lo que está haciendo es intentar cambiar el país pero, sin lugar a dudas, hay una fracción muy importante del Frente Amplio que no lo deja actuar.

Mire, Vázquez había tenido la buena intención de poner gente en educación que era muy capaz, que sabía y quería cambiar la educación de este país, y no ha podido hacerlo. Porque, sigo diciendo: yo fui a escuela y liceo público y salíamos con las mismas posibilidades de progresar en la vida que los que iban a privado. Ahora no, la gente hace esfuerzos enormes para mandar a sus hijos a escuelas privadas porque, si no, no tienen muchas posibilidades de progresar en la vida. El 30 % de los niños que termina sexto año [de escuela] no sabe leer ni escribir, a los 15 años la mitad deja de estudiar, hoy tenemos 100.000 jóvenes de entre 15 y 20 años que no trabajan, no estudian. ¿Qué hacen esos chicos? Muchos empiezan a optar por la droga, que está destruyendo a las familias más pobres del Uruguay, los hogares. Esos chicos hasta empiezan a robar y roban a sus familias, y después roban al vecino.

Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *