SUTD

“Falta formalizar casi la mitad de las trabajadoras domésticas”, asegura el sindicato

Hoy se celebra el Día de la Trabajadora Doméstica, una buena excusa para mirar la realidad de ese sector de la población. En conversación con En Perspectiva, la secretaria de propaganda del Sindicato Único de Trabajadoras Domésticas [SUTD], Daniela Marín, aseguró que “la formalidad ha aumentado muchísimo pero sigue faltando”. Según ella, se trata de un tema “cultural”.

“Según las estadísticas de hogares somos unas 120.000 pero registradas hay unas 70.000, y nosotras como sindicato sabemos que somos muchísimas más, o sea que falta formalizar casi la mitad de las trabajadoras domésticas que hay realmente en todo el país, dijo.

EN PERSPECTIVA
Miércoles 19.08.2015, hora 10.15

EMILIANO COTELO (EC) —Hoy se celebra el Día de la Trabajadora Doméstica y la conmemoración incluye una concentración que tendrá lugar en la Plaza Líber Seregni entre las 14.00 y las 17.00 horas.

Se trata de un feriado no laborable y pago para las trabajadoras domésticas, por lo tanto si concurren a desarrollar sus tareas cobran doble. Pese a ese beneficio, desde el Sindicato Único de Trabajadoras Domésticas [SUTD], se ha exhortado a que estas empleadas no vayan a trabajar para que puedan concurrir a la concentración.

Vamos a ubicarnos en este sector de actividad, en su historia reciente, en los temas pendientes.

ROMINA ANDRIOLI (RA) —Para eso estamos en línea con Daniela Marín, secretaria de propaganda del SUTD.

Para situarnos un poco y contarles a los oyentes. ¿Cuál es hoy en día la situación de las empleadas domésticas en general en cuanto a salarios y formalidad?

DANIELA MARÍN (DM) —La formalidad ha aumentado muchísimo pero sigue faltando. Según las estadísticas de hogares somos unas 120.000 pero registradas hay unas 70.000, y nosotras como sindicato sabemos que somos muchísimas más, o sea que falta formalizar casi la mitad de las trabajadoras domésticas que hay realmente en todo el país.

RA —¿Cuáles son las mayores dificultades que encuentran para lograr la formalidad en este tipo de trabajo?

DM —En realidad dificultades en sí no es, creo que es un poco cultural también. Históricamente la trabajadora doméstica nunca estuvo formalizada, creo que es eso. En realidad nosotros somos igual que cualquier trabajador de cualquier lugar, si un empleado de supermercado está en el BPS, ¿por qué una trabajadora doméstica no?, es exactamente lo mismo, los aportes son casi iguales, en ese aspecto no hay ninguna diferencia. Por eso pienso, un poco a título personal, que es cultural más que nada.

RA —¿Y es un desconocimiento por parte del empleador, que puede deberse a que la ley es relativamente nueva?, estamos hablando de una ley de 2006.

DM —Si, hay mucho desconocimiento, pero cuando un empleador pone a su empleado en el BPS mes a mes a él le llega la información que brinda el BPS, también pueden entrar a la página del Ministerio [de Trabajo y Seguridad Social] en el sector 21, que es nuestro grupo, ahí está toda la información.

El empleador puede afiliar a una trabajadora doméstica por la web [del BPS], sin moverse de la casa, no le genera ningún traslado. A veces tenemos empleadores que son personas mayores a las que se les dificulta mucho salir y andar en vueltas, bueno, se puede hacer tranquilamente por la web sin moverse de su casa, así que en ese aspecto no hay ningún problema.

En cuanto a los aportes lo que le corresponde a la trabajadora doméstica es 18,6 % o 19 %, más o menos, depende de si tiene hijos menores a cargo o no. Lo que aporta la patronal es mucho menos, es 7 %.

RA —Respecto a eso, ¿con qué situación se encuentran cuando las trabajadoras domésticas le plantean al patrón la posibilidad de formalizarse en el BPS, en general hay buena aceptación? ¿O hay también trabajadoras que entienden que es más beneficioso quedarse con esos aportes?

DM —En un principio sí, tal vez sea más beneficioso, pero a la larga no. Por ejemplo, si una trabajadora se accidenta [y no aporta al BPS] no tiene cobertura, no olvidemos que cuando la patronal aporta al BPS también está aportando al Seguro de Accidentes, o sea que esa trabajadora está cubierta al 100 %. Si esa trabajadora no está afiliada al BPS no tiene ninguna cobertura, si se accidenta en el trabajo, si se enferma no tiene ninguna seguridad, si fuera despedida tampoco le corresponde el seguro de paro -que es otro beneficio que tenemos-, si se va a jubilar no tiene los años aportados… Hay muchas cosas en contra [de no afiliarse al BPS].

RA —¿Y hay una mayor concientización ahora de que justamente hay que reclamar por esos derechos?

DM —Sí, en eso trabajamos, en la concientización para las trabajadoras, y para los empleadores también. Hay que estar afiliado porque hay muchos beneficios, si no la trabajadora está desamparada, así llegan a veces a nuestro sindicato porque en un momento de despido o en el que les sucede algo no tienen absolutamente ninguna cobertura. Por eso exhortamos siempre a que se afilien y a que se acerquen a nuestro sindicato.

RA —¿Cómo es la situación de sindicalización? ¿Cuántas están sindicalizadas? Siempre se habla de que es una tarea difícil…

DM —Es una tarea difícil, hay mucho miedo también de parte de la trabajadora. En primer lugar cuando se afilian al sindicato sus datos personales quedan en nuestro sindicato, no van hacia ningún lado, nadie se entera absolutamente de nada. [La afiliación] es algo absolutamente personal: si la trabajadora quiere decir en su trabajo que está sindicalizada lo puede decir, pero no tiene la obligación de decirlo ni tiene por qué enterarse el patrón tampoco.

RA —¿Y qué nivel de adhesión tienen las trabajadoras al sindicato, cuántas están sindicalizadas dentro de estas 70.000 trabajadoras domésticas que están registradas?

DM —Unas 3.500, más o menos, a nivel nacional.

RA —Esa es una cifra baja en relación a otros sindicatos del PIT-CNT.

DM —Ah, sí, en ese sentido sí. Pero también somos un sindicato chico y relativamente nuevo. Y esto es cultural también, no nos olvidemos de que la trabajadora doméstica es una persona que trabaja dentro de una casa, está en un lugar sola, aislada, no es como una fábrica en la que tú podés informar a todo el mundo porque hay concentración de trabajadores, es mucho más fácil. La trabajadora doméstica está sola, aislada dentro de un hogar, por ese aspecto es muy difícil.

RA —Tengo un mensaje de una oyente, Carolina de Pocitos, que plantea: “Yo he tenido que rechazar postulantes porque no quieren estar en el BPS”.

DM —Sí, a veces sucede, pero eso también es falta de información de parte de la trabajadora también, o puede ser por su situación: no olvidemos que muchas de estas mujeres integran hogares monoparentales y a veces es muy difícil su situación económica. Igualmente siempre las exhortamos a que estén afiliadas.

RA —Respecto a los organismos fiscalizadores, ¿cómo ven ustedes la actuación del BPS con respecto a la cantidad de inspecciones que se llevan a cabo y de multas y sanciones que se aplican en este sector?

DM —La respuesta en ese aspecto es muy buena, 100 % te diría: nosotras pedimos una inspección y se hace, en ese aspecto están muy buenas las inspecciones. También está muy bueno que no van solamente al hogar en el que se pidió la inspección sino que van a todo el barrio o todo el edificio, o sea que la empleadora nunca sabe quién fue la que pidió la inspección. En ese aspecto la trabajadora está totalmente cubierta, nunca se sabe quién es la que pidió la inspección así que la pueden pedir tranquilamente porque nadie se entera quién fue la que la pidió.

RA —Respecto a los salarios: el salario del rubro creció 104 % en términos reales desde 2006 a la fecha, en cifras concretas, ¿en cuánto está el salario hoy en día de una trabajadora doméstica que trabaje de forma mensual?

DM —El salario mínimo nacional [del sector] está en $ 11.945, pero eso quiere decir que es lo mínimo que se puede pagar: por debajo de eso no puede pagarse.

RA —Y estamos hablando de una trabajadora que ¿cuántas horas trabaja?

DM —Esa es una contratación por 44 horas semanales: ocho horas de lunes a viernes y cuatro horas los sábados, fuera de esos horarios ya serían horas extra.

RA —¿Cómo valoran hoy en día ese salario mínimo, están planteando alguna reivindicación por ese lado? Porque es un salario bajo si se compara con otros…

DM —Comparado con el salario mínimo nacional estamos por arriba…

RA —Sí, claro, pero en comparación con otros rubros sigue siendo un salario bajo.

DM —Sí, por supuesto, el salario sigue siendo muy bajo. Ahora vamos a empezar a entrar en una nueva ronda del Consejo de Salarios así que esperemos obtener un mejor salario. Empezaremos también a trabajar sobre las categorías, que es un tema pendiente para nosotras.

RA —¿Qué están planteando en las categorías?

DM —Todavía no tenemos nada en concreto, no quiero decir porque todavía no hemos hablado con quien corresponde, no hemos hecho los planteos necesarios, entonces no quiero levantar falsas expectativas, pero prontamente informaremos.

RA —Tengo muchas preguntas de los oyentes respecto a cómo es la paga en el día de hoy. Ya dijimos que para ustedes es un feriado no laborable y pago. En el caso de que se concurra a trabajar se paga doble, ¿podemos precisar un poco más? Hay muchos mensajes que llegan respecto a si hoy no les toca trabajar, ¿cobran o no?

DM —Una trabajadora mensual no tiene obligación de trabajar y cobra, es un día libre para disfrutarlo, no es para trabajarlo [si lo trabaja lo cobra doble]. La trabajadora que es jornalera y que habitualmente un miércoles sí trabaja, sí tiene que cobrarlo doble; si una jornalera trabaja lunes y jueves, o sea que hoy miércoles habitualmente no trabaja, obviamente no cobra, porque va a cobrar el lunes o el jueves, sus días habituales de trabajo.

Le corresponde cobrar a toda trabajadora jornalera que habitualmente trabaje un miércoles.

RA —Pasando en limpio: La mensual cobra como siempre el mes y hoy no trabaja, si concurriera a trabajar tiene un pago doble. La que es jornalera, en caso de que hoy le corresponda trabajar, lo cobra sin ir a trabajar o lo cobra doble; pero si hoy no le correspondía ir a trabajar no se le paga.

DM —Exactamente, así es.

RA —¿Qué actividades tienen previstas hoy en la Plaza Líber Seregni? Van a hacer una concentración, ¿qué es lo que van a plantear?

DM —Hay talleres de información, vamos a hacer una bailanteada, no vamos a hacer algo muy concreto, sino talleres donde nos van a acompañar las compañeras del Instituto Nacional de las Mujeres [Inmujeres], de sociología también, hay mucha gente invitada, hay grupos musicales. Es más que nada un día de festejo. Invitamos a todas las compañeras trabajadoras domésticas, no importa que no estén sindicalizadas, a que se acerquen y se informen.

RA —Tengo un mensaje de alguien que nos pide algún contacto con el sindicato para afiliarse.

DM —Nosotras estamos en el PIT-CNT los jueves de tarde, de 17.30 a 19.30, y los viernes de 18.00 a 20.00. Todos los jueves y todos los viernes en el PIT-CNT, Jackson 1283.

RA —Las ubican allí y en el teléfono del PIT-CNT [2409 6680] también.

DM —También, siempre vamos a estar ahí. Las esperamos a todas, las invitamos a todas, no importa que no estén sindicalizadas, que se acerquen, que nos conozcan, que charlen con nosotras y conozcan sus derechos, y obviamente las obligaciones, que también las tenemos.

***

Transcripción: Andrea Martínez

Foto en Home: Bandera con el escudo del Sindicato Único de Trabajadoras Domésticas. Crédito: SUTD.

En Perspectiva

Periodismo con vocación de servicio público. Conducen Emiliano Cotelo y Romina Andrioli. Con Gabriela Pintos, Rosario Castellanos y Gastón González Napoli. Producción: Rodrigo Abelenda y Agustina Rovetta. De lunes a viernes de 7 a 12 en Radiomundo 1170.

Notas Relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*Es obligatorio poner nombre y apellido

[ep-ad code="mode_300x250_nota_mo_2"]