Segunda parte: ¿Qué dejó el 1º de mayo?

En el acto principal por el Día de los Trabajadores, el PIT-CNT sostuvo ayer que el gobierno impulsa “un proyecto de desarrollo y crecimiento excluyente, concentrador de la riqueza y que exacerba la desigualdad natural”; anunció que se movilizará para demostrar que “existe una agenda diferente” y presentó una serie de propuestas para paliar la pérdida del poder adquisitivo y generar puestos de trabajo.

La consigna, que enmarcaba la concentración en Avenida del Libertador, era «1° de Mayo, por la unidad de quienes movemos la rueda».

La Tertulia de los Lunes con Leonardo Costa, Hebert Gatto, Gabriel Mazzarovich y Ana Laura Pérez.

Viene de…

Primera parte: ¿Qué dejó el 1º de mayo?

En Perspectiva

Periodismo con vocación de servicio público. Conducen Emiliano Cotelo y Romina Andrioli. Con Gabriela Pintos, Rosario Castellanos y Gastón González Napoli. Producción: Rodrigo Abelenda y Agustina Rovetta. De lunes a viernes de 7 a 12 en Radiomundo 1170.

Notas Relacionadas

2 Comentarios

  • Estuve un rato en el acto, suelo ir pues me queda muy cerca; no oí todos los discursos, cosa que si hice después.

    Las propuestas razonables y posibles o no, según el paladar mental de cada quién, son debatidas en la mesa por los tertulianos con distintas visiones y énfasis.

    Voy por otro lado, el del día de ayer pero también del de hoy y mas que todo, el de mañana.
    La realidad, así en su nombre pleno, no es la misma ni halla síntesis conceptual interpretativa y concreta entre, básicamente, dos visiones tan contrapuestas de convivencia y pacto social que la permita, no ya desde el cartel -real- de grieta, sino mas hondo aún, desde modelos de pensamiento divorciados que, ya no encuentran ni a tientas ni con mucho empeño siquiera, como compartir el mismo «techo».

    Un valle en que los «protagonistas» varios de nuestro país, de alguna manera devienen juntos pero atravesados por un río embravecido fáctico que no logra tender un solo puente firme para reflexionar el lugar del otro, la imposibilidad de la otredad para acordar un diseño social, no ya exitoso, sino por lo menos, no excluyente.

    ¿Por qué sucede ésto? Da para largo y no voy a extenderme, veo sí, cosa que antes, poco antes, era apenas incipiente, se está tornando transversal en muchos sectores sociales y no estaría siendo cosa por un sano sendero.

  • ¿Cuánto paga hoy día el agitar fantasmas del Sr. Gatto al mejor estilo Julio María?
    A juzgar por el caudal electoral del P.I. no mucho. Tal vez un «burrero» como el Sr. Costa nos puede dar una pista.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*Es obligatorio poner nombre y apellido