Javier Calvelo/ adhocFOTOS

Subió el precio de la harina: ¿Qué factores están detrás y cómo impacta en otros productos? Análisis de Exante

 

Foto: Javier Calvelo/ adhocFOTOS

Subió el precio de la harina: ¿Qué factores están detrás y cómo impacta en otros productos?

EMILIANO COTELO (EC): Los precios de varios commodities subieron fuertemente desde que Rusia invadió Ucrania. Algunos de esos aumentos ya empezaron a reflejarse en los precios al consumidor en el mercado local, como en el caso de la harina. En medio de un incremento fuerte de los precios del trigo, los molinos anunciaron la semana pasada un ajuste de 8% en el precio promedio de este producto de la canasta básica.

Vamos a repasar las dinámicas de esta cadena agroalimentaria. ¿Cuán importante es el trigo en la formación del precio de la harina? ¿Qué consecuencias tendrá el encarecimiento de este producto sobre otros rubros de la canasta?

Lo conversamos con la economista Delfina Matos, de Exante.

ROMINA ANDRIOLI (RA): Como comentaba Emiliano recién, la industria molinera anunció un aumento del precio de la harina que comenzó a regir el lunes de la semana pasada e incluso señaló que era posible que debieran realizar otra suba próximamente. Capaz podríamos empezar por comentar brevemente qué elementos están por detrás de estos anuncios.

DELFINA MATOS (DM): Si claro. Como decís a partir de la semana pasada se incrementó el precio de la harina en el mercado local. El aumento no fue único, depende del tipo de harina y del molino que la produce, pero según trascendió habría sido de un 8% en promedio. A su vez, se anticipó que seguramente habrá una segunda suba del precio de similar magnitud próximamente, la idea de la industria es fraccionar los aumentos para amortiguar el impacto sobre la demanda.

Yendo a tu pregunta de qué motivó este aumento, lo cierto es que los molinos habían anticipado a principios de mes que la suba del precio de la harina era inminente dada la disparada que tuvo el precio del trigo en el mercado internacional. La semana pasada hablamos acá de que los precios de los granos en Chicago estaban en valores realmente muy altos. En particular, la cotización del trigo en Chicago trepó hasta US$ 520 la tonelada, lo que supuso un aumento muy importante frente a los US$ 290 por tonelada en los que se ubicaba en diciembre y los US$ 240 la tonelada de un año atrás. Son valores incluso más altos a lo que llegamos a ver en el anterior auge de las materias primas que finalizó en 2014.

Sin embargo, en los últimos días el precio del trigo en Chicago tuvo una moderación respecto a los picos de días previos y en estos últimos días pasó a ubicarse cerca de US$ 400 la tonelada. Si bien siguen siendo valores históricamente altos, habría que ver si aquel segundo ajuste del precio de la harina que se había anunciado termina efectivamente materializándose.

RA: ¿Y qué tan directo es este pasaje del precio del trigo al de la harina? ¿Podemos repasar cómo funciona esta cadena?

DM: Bien. Empecemos por algunas cifras clave en esta cadena. En Uruguay se sembraron el invierno pasado unas 244.000 hectáreas con trigo, que resultaron en una cosecha de alrededor de 970.000 toneladas, eso supuso un crecimiento importante respecto a los dos inviernos previos, pero es un volumen todavía bastante menor a lo que llegaron a verse en el anterior auge de las materias primas.

De esa cosecha total, en el mercado doméstico los molinos consumen anualmente unas 400.000 toneladas y el resto es exportado. Si uno mira la historia del cultivo en nuestro país, hasta la década del 2000 se sembraba trigo esencialmente para abastecer a los molinos y solo esporádicamente había algún saldo exportable, pero eso cambió radicalmente a partir del 2004-2005 podríamos decir, cuando, junto con el crecimiento de la soja, empezó a verse en los inviernos un área de trigo mucho más amplia bajo un esquema de rotación con la soja y un saldo exportable cada vez más importante. ¿Por qué es importante esto? Porque desde que el trigo se consolidó como un rubro de exportación y la mitad o más de la mitad de la cosecha se exporta, la referencia de precios es internacional, más allá de ciertos desvíos en distintos momentos del tiempo, el precio del trigo local evoluciona con el precio del trigo en Chicago. Por eso es que para los molinos esta suba de precios del trigo en el mercado internacional supone una presión fuerte en el precio de su principal materia prima.

RA: Detengámonos un poco ahí. ¿Qué tanto incide el precio del trigo en la formación del precio de la harina?

DM: Para la harina, el trigo es el insumo principal. De acuerdo con los datos que manejamos en Exante, en números gruesos el trigo representa en torno del 60% de los costos totales de producción de harina. Por lo que sin duda la incidencia del costo del trigo sobre el precio de la harina es muy importante, pero obviamente no es 1 a 1, para tener una idea, una suba de 10% del precio del trigo supondría una suba del orden de 5% en el valor de la harina (si es que se la quiere trasladar en su totalidad).
Otra cosa a tener en cuenta es que el encarecimiento del trigo de los últimos meses incide en la formación del precio de la harina incluso cuando los molinos ya tenían comprado buena parte del trigo que precisan para procesar este año.

Habitualmente, los molinos se abastecen del trigo que van a procesar en el año en gran medida cuando finaliza la cosecha, más o menos en diciembre, y luego compran en menores volúmenes hasta mediados de año. Por lo que, si bien los molinos podrían haber hecho el grueso de sus compras previo a esta disparada más reciente del precio del trigo, los stocks siempre tienen un costo de oportunidad. Llegado el caso, los molinos siempre podrían vender ese trigo que tienen en stock a los precios actuales (en el mercado local o exportándolo). Para decidir usarlo en producir harina, los números tienen que cerrar. Dicho de otro modo, con esta suba fuerte del precio del trigo los stocks se están revalorizando enormemente y eso necesariamente debe trasladarse al precio de venta de la harina.

RA: Está claro que el precio de la harina correlaciona bien de cerca con el precio del trigo. Ahora, esta suba de la harina también terminaría incidiendo en el precio de otros productos de la canasta de consumo, ¿verdad?

DM: Si, la harina es un insumo importante en productos como los panificados y las pastas, entre otros, pero allí la incidencia de este insumo es menos fuerte que en el caso del trigo con la harina. Depende un poco de cada producto (no es lo mismo el pan que las galletitas), pero varios de los productos panificados usan varios insumos además de harina. Hay además mayor valor agregado en general, costos de packaging, de marketing, más gastos de distribución.

Por lo cual, seguramente veremos aumentos de precios en estos productos, pero no de la misma magnitud que en la harina. Según nuestras estimaciones, la elasticidad del precio de la harina al precio del trigo es de menos del 25%, esto quiere decir que cuando el trigo sube 10%, los productos panificados, en promedio, suben algo menos de 2,5%.

RA: Está claro. Antes de terminar, ¿qué impacto podemos esperar de este incremento excepcional del precio del trigo en la inflación de este año?

DM: La realidad es que el impacto es importante. En Exante estimamos que en promedio el rubro “panes y cereales” va a encarecerse en números redondos un 15% este año. Dado que este rubro tiene un peso en la canasta de consumo que ronda el 5%, esa magnitud de suba en los precios va a contribuir con unas ocho décimas a la inflación total del año (que estamos estimando en 7,5%) no es para nada menor esa incidencia.

Lógicamente, el impacto sobre cada consumidor o cada hogar dependerá de cuánto pesan estos productos en su canasta de consumo. En la canasta del IPC, como decía antes, los panificados en promedio tienen un peso de aproximadamente 5%, pero en los hogares de menores ingresos su incidencia suele ser mayor. Por tanto, el impacto del encarecimiento del trigo sobre el costo de la canasta de consumo sería todavía más importante para estos hogares.

En Perspectiva

Periodismo con vocación de servicio público. Conducen Emiliano Cotelo y Romina Andrioli. Con Gabriela Pintos, Rosario Castellanos y Gastón González Napoli. Producción: Rodrigo Abelenda y Agustina Rovetta. De lunes a viernes de 7 a 12 en Radiomundo 1170.

Notas Relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*Es obligatorio poner nombre y apellido